Maduro llamó a resaltar la verdad de Simón Bolívar y Manuela Sáenz

Share

El presidente de la República, Nicolás Maduro, llamó e resaltar la verdad de Simón Bolívar y Manuela Sáenz. «Hoy celebramos 200 años del amor y de la vida, por eso a Manuela y a Bolívar todos los homenajes», dijo.

Estas declaraciones la ofrecieron desde Azerbayán a propósito de conmemorar el Bicentenario del primer encuentro entre la generala Manuelita Sáenz y el libertador Simón Bolívar.

A través de un enlace virtual, el Mandatario nacional expresó que se cumplen 200 años de un hecho que sellaría la historia “que marcó su amor, que marcó la historia de ahora, la historia de más adelante”.

Recordó que hace 200 años “entraba victorioso en Quito nuestro Libertador Simón Bolívar y su victoria se ensanchaba sin él saberlo cuando en el camino de la antigua Quito veía la sonrisa de una mujer, quien lo bañaba de rosas, de gritos, de vítores. ¡Viva el Libertador, Viva Bolívar, Viva la libertad!, era Manuela Sáenz”.

Acotó que un día como hoy “empezó toda esta historia profunda de amor, de patriotismo, de batalla por nuestra Suramérica. ¿Cuántas cosas se han dicho se han escrito, películas, biografías, documentales sobre nuestra gran Manuela, sobre Simón, sobre su amor y hoy desde Caracas Venezuela celebramos los 200 años del amor, de la vida, de la libertad, de Manuela y de Simón”.

Durante su saludo en Azerbaiyán, el presidente citó un fragmento de la carta enviada por Sáenz al Libertador Bolívar, a quien había confiado “unos sueños terribles que estaba teniendo con rostros que se desfiguraban detrás de las montañas, de gente que caía y moría en el fragor de la guerra y Manuela le escribe una carta como un bálsamo, de consejos y de verdades.

Amor para reivindicar la historia

Simultáneamente en el Panteón Nacional se llevó a cabo un acto histórico. Las alcaldesa de Caracas, Carmen Meléndez, estuvo presente en el evento y destacó la importancia de recodar a Manuela Sáenz como una heroína de la Patria.

Recordó que así como el amor que se profesaron Sáenz y el Libertador, se han reivindicados las luchas histórica por Venezuela. «Cada acto de reivindicación histórica es un acto de amor por la Patria», dijo la alcaldesa.

En ese sentido recordó que el presidente de la República, Nicolás Maduro, se encuentra en una gira de negocios para impulsar las cooperaciones internacionales.

«Es un día para recordar el Bicentenario de un amor eterno. El Revolucionario verdadero está lleno de amor y así fue también la lucha por la dignidad de nuestra pueblo», dijo desde el Panteón Nacional.

Explicó que ha quedado en evidencia la decadencia de la política Monroista, «gracias a Maduro los pueblos del mundo siguen batallando y luchan por su emancipación. Desde la gira se ha renovado la fuerza de hermandad con la que la patria sale favorecida y todo esto por amor, es amor por la libertad y por los compatriotas», destacó.

La historia de amor del Libertador

Hace 200 años, el 16 de junio de 1822, el Libertador Simón Bolívar conoció a Manuela Sáenz, una destacada prócer de la historia independentista de Ecuador y la Patria Grande, quien se convertiría en el gran amor de su vida y su más fiel defensora.

Ese día, Bolívar entró a Quito entre aclamaciones, recién liberada la ciudad del dominio español. Le precedía Antonio José Sucre, el héroe de la batalla de Pichincha (Ecuador), siendo aclamados ambos como sus  libertadores en una gran fiesta popular.

Desde los balcones les eran lanzadas flores por bellas y jóvenes mujeres del pueblo. Entre ellas se encontraba Manuelita Sáenz, con 24 años de edad para el momento, y quien se enamoraría de Bolívar el mismo día, en el baile del municipio.

Manuelita, quien nació en Quito en 1795, sería el gran amor de Bolívar hasta 1830. Era hija “natural” de Simón Sáenz, comerciante español y realista, y de María Joaquina de Aizpuru, bella mujer hija de españoles de linaje, quien en el futuro tomaría partido por los rebeldes antiimperialistas.

Su papel en la lucha independentista ha sido reivindicado y ahora su enorme rol en la gesta emancipadora de América Latina, es admirado y estudiado.

El 5 de julio de 2010, durante la conmemoración del 199° aniversario de la firma del Acta de Independencia venezolana, sus restos simbólicos fueron trasladados por vía terrestre desde Perú, atravesando Ecuador, Colombia y Venezuela hasta arribar a Caracas, donde reposan junto a los restos del Padre de la Patria, su eterno amor, Simón Bolívar, en el Panteón Nacional.

Fuente: Últimas Noticias

Tags:

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Next Up